Mujer coqueteando con un polacas

Image Credit Brian Rea No estoy segura de poder justificar mis relaciones con hombres casados, pero vale la pena discutir lo que he aprendido de ellas. No sería una discusión entre las esposas y yo, aunque me interesaría escuchar su punto de vista.

EL ESPAÑOL

Es probable que lleguen las cinco de la mañana sin que nadie mueva ficha. Vicente López www. Como abundante, una conexión a Internet y las redes sociales. Nos ha poseído la soledad, pero todo requiere un adiestramiento y esto también. Yo recuerdo que iba a las fiestas con mi hermano mayor y éste me enseñaba cómo acercarme a las chicas. Me observaba y luego me decía lo que había hecho mal y en qué había fallado. Las que aconsejaban a las mujeres eran las abuelas o las tías, porque se consideraba que las madres no debían conversar de esos temas. Aunque estos sitios sigan existiendo y la genta pueda conocerse en ellos, el peso de la seducción pasa por la acción en las redes sociales y requiere de habilidades nuevas. Se habla por Whatsapp o Facebook y un akin to, un comentario o el tiempo que tardan en contestarte es casi complexion importante como el propio mensaje.

Accessibility links

Sangita Myska, periodista de la BBC, ha entrevistado a muchas de ellas. Levante es el caso de una madama en Reino Unido que descubrió por casualidad, después de 20 años de matrimonio, que su marido tenía una vida secreta. Siempre pensé que tenía un matrimonio muy normal. Mi cónyuge era un exitoso hombre de negocios que viajaba mucho por trabajo, así que pasé mucho tiempo sola, criando a los niños, pero él venía a casa todos los fines de semana. Simplemente asumí que era una relación muy normal. Siempre parecía bendito cuando estaba en casa. No tenía ni idea de lo que estaba pasando realmente. Nunca antes la había revisado pero la pantalla mostraba sus correos electrónicos y vi uno que mostraba una reserva para un bar en Londres, para el día después de la fecha en la que planeaba irme de vacaciones con unas amigas. No lo podía entender.

Sin comentario

Remitir un comento